2 de mayo de 2008

Corazón en rebanadas

Un corazón en rebanadas trae consigo muchas ventajas, se puede repartir cada una y saber exactamente cuántas quedan disponibles. Es posible quedarse con la más grande o regalarla a alguien muy especial; lo importante es que un corazón en rebanadas siempre permitirá un mejor posicionamiento y una mayor diversidad de emociones que uno entero.

Pero el corazón no puede rebanarse, cada vez que lo intento es más bien como rasurar los sentimientos para que unas horas después vuelvan a brotar impetuosos e irreverentes, dolorosos como lijas frotadas con violencia en las mejillas.

Un corazón completo es lo que todo mundo pide, nadie quiere un corazón en rebanadas a pesar de sus ventajas... ¿Será porque no las observan o porque simplemente se trata de algo "imposible"?

11 comentarios:

  1. Lo único que sé es que cuando se ama se entrega todo, ésa "persona especial" no merece ni rebanadas, ni mitades, ni pedazos de corazón... el amor es uno de los mejores sentimientos que pueden existir y merece lo mejor de cada quien, pero cuando no se puede ofrecer mucho es mejor dejarlo así... un besO!

    ResponderEliminar
  2. Corazón en rebanadas suena bien, sin embargo pienso que es muy difícil de dar y recibir. Nadie quiere corazón en rebanadas, el ser humano siempre quiere más, nunca esta satisfecho. A nadie le agradaría que solo le entregues una parte del corazón, y a mi en lo personal no me gustaría entregar a alguien una parte más pequeña que a otros o si quiero darla del mismo tamaño no tendría suficientes para todos o serían muy pequeñas las partes.
    Además al corazón no le gusta ser desgarrado y se cura constantemente, aunque sea muy práctico así yo no podría hacerlo, aunque ya lo haya intentado.

    ResponderEliminar
  3. Pues vera señor L... yo lo apoyo, claro que suena muy conveniente el corazon en rebanadas, lo que pasa es que ya sabe, la gente aborazada no le gusta compartir... Aunque creo que mas que en rebanada hay que pedirlo por gramos, un corazon es muy valioso como para ofecerlo a kilos... sobretodo porque rara vez encuentras uno que llegue al kilo... pero de vez en vez un corazon grandote llega a nuestras vidas... tanto que si no es rebanadas uno no sabe como llevarse su parte...

    Sabe? por experiencia se lo que es recibir solo un pedazo del pastel y tiene sus ventajas, una nunca se empalaga o se empacha, cada pedacito ño valoras, lo saboreas y tratas de que dure todo lo posible. lento, con calma Y claro siempre se quiere mas, cosa que no pasaria con un pastel completo. Aparte puede que con un poco de suerte te toque la rebanada de la esquina que tiene doble merengue, y eso pasa cuando es tan paciente como para esperar su parte. Al fin de cuentas, el dueño del pastel o el corazon decide con cuanto se queda o cuanto da...

    Porque tambien por experiencia se que no se puede dar lo que no se tiene, y tener su pedazo de corazon pa uno mismo no esta de mas. Mira que lo bonito de todo es los sentimientos, como el amor, nadie te los quitan, son de uno y de nadie mas, aunque uno despues ande intentando rasurarlos. Y aunque se vayan las personas, esos no se van.

    Creo que la desventaja, como dije antes es que en vez de rebanadas hay que tenerlos por gramos, porque da la casualidad que el corazon no es parejo, tiene algunas protuberancias, algunos musculos y arterias y asi a rebanadas, quien sabe que parte nos va a tocar, un pedacito pequeño de puro musculo, macizo o un pedazo grande y esponjoso, pero con grandes vacios, una parte suave o una dura...

    Mire que ya pensandolo bien señor L lo complicado del asunto no es rebanarlo, sino adivinar si eso seria justo... que como dice, esa diversidad de emociones, necesitan trabajar en conjunto... ya sabe, que a la gente le gusta las cosas complicadas. y pedir un rebanada magra de otras emociones... pues es muy conveniente, pero uno sabe que le quita algo de sabor. si es posible o inconveniente no lo se, pero sin duda, no es mala la idea...

    ResponderEliminar
  4. cierto... nadie quiere un corazón revanado... yo tampoco, lo que es cierto, es que respecto al corazón, muchas veces se puede tener lo que se tiene, y no más... aunque uno quiera tener otras cosas.

    Leoppp... no se que paso con el comment que me pusiste, según yo, se habia publicado. chin!!
    pero gracias siempre por estar al pendiente de lo que escribo...andaba de vacaciones, pero ya puse algo nuevo.

    cuidate y saludos veracruzanos.

    ResponderEliminar
  5. Un corazón en rebanadas es como intentar hacer un "frankie" de relaciones como los que acostumbro hacer cuando ando de metiche en cama ajena....

    ...y aunque acepto, no comulgo tanto con la idea, yo creo que el corazón no se parte en rebanadas ni en julianas...solo tiene algo así como una hebra que puede estirarse y estirarse para luego enredarse y meterte en más problemas todavía...

    ....el otro día me quedé pensando en si vivimos para escribir o solmante vivimos.

    ResponderEliminar
  6. No se si seria bueno que el corazón se pudiera partir, no has pensado que podría ser contraproducente, es posible que no nos toque la rebanda que estamos esperando y lo peor sería que de alguien al cual queremos mucho ¿no?. Pienso que cuando realmente estas contento con algo, te hace realmente feliz y a otros, no es justo entregar un pedazo de corazón y mucho menos migajas de este.

    ResponderEliminar
  7. !dichosos!.... ¿dichosos? Bueno dudo si se les pueda llamar dichosos, pero por lo menos libres de complicaciones, todos estos seres que no tienen padres, hermanos, amigos, mascotas, alumnos, o parejas que hayan mayugado apretado o desbaratado un pedazo de corazon. Dichosos porque seguramente tienen el corazon intacto en una vitrina, limpiandolo puliendolo cada dia, con la fe orgullosa de regalar un corazon completo (y el miedo claro de que alguien lo toque, lo cual es contradictorio) Con la esperanza.... bueno, realmente exigencia de que le den lo mismo. Son de esos que exigen virgenes de alma, rogando que no haya nadie que haya causado una emocion siquiera similar a la suya. Aquellos que cuando tienen el corazon de alguien mas, ven como amenazas incluso a sus hijos. o cualquier otro ser al quien hay que brindarle afecto. Se lo dije Señor L. porque si ellos son los dichosos, ¿que queda de usted? que mas que coracion de condominio ha tenido que construirse una unidad habitacional, Se lo dije señor L. que tal vez no era buena idea llamar amigos a todos sus conocidos. (admitalo, es usted un exagerado) Mire Sr. L. que ya no le esta quedando mucho corazon. Sobre todo porque no acepta devoluciones. Por suerte, gran parte de sus inquilinos le pagamos con un pedazo del nuestro.(y ahora estas construyendo uno mas grande tipo rascacielo) asi que Sr. L. no se preocupe por aquellos que no pagan renta y se lo han desbaratado un poco... ni por aquellos dichosos, que ilusamente creen que tu corazon les pertenece completo, y las palabras que volcaste de el en esta vitrina, son exclusivas para ellos... anda, como si no sospecharan que igual esta párte se comparte... Aunque si tengo una queja Señor L. esta parte que me dio, esta bien suavecita, como dije, muy suavecita, pero llenas de huecos... ¿le molestaria rellenarlos un poco?

    ResponderEliminar
  8. es muy extraño pero yo recuerdo haber comentado este post y no fue asi! pum

    ResponderEliminar
  9. sobre las rebanadas dire que estoy de acuerdo con ka..aunque tal vez no se y quiza ahora mismo mi corazon en rebanadas este a punto de salir del tostador en un disparo...

    ResponderEliminar
  10. AMARgarina


    --------------------------------------------------------------------------------

    Amante empedernida de mi colesterol

    que se extiende a pierna suelta en la tostada.

    Grasa vegetal amarillenta y fundida

    al calor de un paladar en ayunas.

    Tu nombre me recuerda margaritas

    sobre un campo infinito en primavera,

    tu sabor calma mi ansia y desespera

    untarte bien untada en rebanada.

    Trozo de pastelina en mi escuela

    que se pega al cristal de mi ventana,

    cuando la lluvia me trae recuerdos

    de tantos desayunos y mañanas.

    Beso que se funde en los labios,

    caricia sutil en la boca y el gusto

    al amor de los alimentos cocinados:

    pastel derretido que derrite el mundo…

    ResponderEliminar
  11. AMORaleja

    (O modo de mejorarse)

    Embutido boceto en boca y bocadillo

    cuaja cual jamón en las quijadas cojonudo,

    comido en romería campestre más sabrosillo

    alegremente amor con mi saludo.

    ResponderEliminar

Trinos al vuelo